Derechos Humanos y Justicia Social

 

El documento completo se puede descargar en PDF al final del texto.

 

Los derechos humanos y la justicia social en el país que soñamos

Introducción

Se ha compartido la opinión de que en general la Constitución de 1991 intentó superar los vicios de la política y la sociedad colombiana como la exclusión social, la limitada participación política, la desigualdad social y las violaciones de los derechos humanos. Para esto, la Asamblea Constituyente de 1991 intentó establecer un orden que controlara el abuso estatal, recuperara la legitimidad y credibilidad de la democracia. Igualmente que rompiera con el monopolio de los partidos tradicionales en la participación política, y que le diera al Estado la capacidad, por un lado, de enfrentar la violencia, y por otro, la capacidad para satisfacer las necesidades sociales y económicas de los ciudadanos.

Asimismo, la Constitución de 1991 se dio a conocer como un gran pacto social de paz y democrático que combatiría a la corrupción; Que llevaría a la nación por el camino de la modernización de la economía; que le daría voz a las regiones olvidadas y a las minorías discriminadas en las decisiones políticas y en los beneficios del Estado. Esto último apoyado en los procesos de descentralización de mediados de los años ochenta, es decir, por medio de la elección popular de alcaldes y de gobernadores, así como con la creación de un régimen de transferencias para los municipios y para los gastos en educación y salud.1

1 Fabio E. & Velásquez C. Ordenamiento territorial y descentralización: un paso adelante, dos atrás Revista Foro N° 14, julio 2001 págs 36-52.

Descargar Archivo: